La importancia de la motricidad

¿Porque es importante la motricidad?

El desarrollo motriz es el proceso que permite adquirir su esquema corporal, el dominio del cuerpo y de los órganos sensoriales. El aprendizaje de éstos les permitirá automatizar los movimientos de una manera inconsciente.

¿Qué entendemos como esquema corporal?

Es la representación que se tiene del propio cuerpo, de sus partes y de la relación con la totalidad. Es decir, la representación mental del cuerpo, como una fotografía de uno mismo, y de las posturas que puede adoptar el cuerpo.

El dominio del esquema corporal es necesario para poder realizar movimientos complejos como; bailar, hacer volteretas o cuando sean más mayores conducir.

Según Jean Le Boulch, 1983:” Para que los aprendizajes sean asimilados adecuadamente el niño debe haber logrado primero una real conciencia de su cuerpo y de las habilidades que es capaz de realizar a través de él: lateralizarse, situarse en el espacio y dominar el tiempo” describe como psicólogo, medico e profesor de educación física.

Según Piaget, psicólogo de profesión y conocido por sus aportaciones en estudios en la infancia, existen 3 estadios por los que pasan los niños durante su desarrollo motriz.

-Estadio Sensorio -motriz (0-2 años)

Se desarrolla en los primeros años de vida del niño, y son los primeros instintos básicos que tiene el bebe en el mundo (Los reflejos, por ejemplo, el de succión). Estos primeros dos años se forma la maduración del niño en los movimientos y se forma el tono muscular, que será el encargado de hacer posible las relaciones y las posturas del propio cuerpo.

Durante los primeros años de vida el niño va conociendo las partes del cuerpo y lo experimenta EN el mundo a través de objetos.

-Estado Preoperatorio (2-7 años)

A partir de los 2 años de edad y hasta los 7 años el niño desarrolla su musculatura y sus habilidades motrices. El desarrollo de Éstas será básico para el desarrollo de habilidades motoras y de equilibrio.

Durante los dos años la coordinación óculo- manual del niño se va organizando en su día a día y es aquí cuando se desarrolla la lateralidad (Derecha o izquierda) pero no es hasta los 6 años cuando se hace definitiva.

A los 3 años el año es capaz de distinguir las partes de su cuerpo y empieza a reconocer las relaciones de lejos/cerca o dentro y fuera.

-Operaciones concretas (7-12 años)

A esas edades el niño ya tiene una representación perfecta de su cuerpo y tiene la consciencia adquirida entre espacio y tiempo. Hace las acciones de manera consciente y es capaz de pensar una acción con el cerebro y llevarla a cabo con su cuerpo.

A partir de los 7 años el niño es capaz de hacer actividades regladas. El deporte.

Para finalizar me gustaría citar un estudio que publicó la academia estadounidense de América: Según este estudio, los niños y jóvenes con mala coordinación motriz tiene más riesgo de padecer problemas mentales y emocionales.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *